Cómo crear titulares que enganchan.

Categoría: Comunicación & Marketing, Social Media | Publicado por Fernando Seco Marrone

Los mejores periodistas y editores de prensa saben muy bien que depende del titular el mayor o menor índice de lectura de un artículo y, por supuesto, también el éxito de sus ventas. A tal punto es importante, que Woody Allen lo expresó con su clásica ironía: ”Que la realidad no te estropee un buen titular” (porque sin titular, no hay negocio).

Actualmente, el titular se ha vuelto aún más importante para pescar lectores en la red. Con el mar de noticias e información que navega por internet, tu mensaje, sin un titular que enganche, está condenado a pasar absolutamente inadvertido.

Si tienes un blog, escribes para la prensa o, incluso, si quieres que tu publicidad resulte atractiva, debes saber cómo crear titulares que enganchen para que se lea el resto de tu mensaje. Hoy compartimos contigo algunas de las claves para que tu pesca sea abundante.

1. Enseña a pescar.

Los titulares que contienen una promesa didáctica sobre algo  interesante, son de los más leídos. Suelen empezar por un ”Cómo…”. Por ejemplo, es posible que estés leyendo este artículo porque en nuestro titular te hemos prometido que aquí aprenderás ”Cómo crear titulares que enganchan”. Si hubieramos puesto simplemente ”Titulares” o ”La importancia de lo primero”, o algo así, seguramente no estarías aquí, aunque el resto del artículo fuese interesantísimo.

Si aportas una solución, explicas cómo se hace algo o cuentas cómo se obtiene, verás cómo
aumenta el éxito de tus artículos.

2. Pregunta.

Una buena pregunta suele mover a la acción, a responder o a averiguar su respuesta. ”¿Sábes seducir en dos líneas?”, es más sugerente que titular: ”Escritura sintética”. ”¿Te gusta conducir?”… ¡Ah, no! ese no era un titular de un post… pero vale para transmitir la fuerza de una pregunta 😉

3. Shortlistea.

Es decir, haz una short-list, o un top, o fija un ranking. ”Las 5 mejores películas de la historia”. ”Los 10 mandamientos del viral”. ”6 webs que tu padre no quiere que veas”… Adoramos las listas, aunque muchos escritores las aborrezcan.

4. Promete ganar un sprint.

Las promesas de conseguir algo en un tiempo breve, suelen obtener buenos resultados. (Naturalmente, debes prometer lo que podrás cumplir, sino te harás fama de ”cantamañanas” sin valor real). Por ejemplo, ”Cómo conseguir 500 visitas en 8 horas”. ”Escribe un post en 45 minutos”. ”Aprende a conducir en 5 días”…

5. Enciende la curiosidad.

Si sorprendes en el titular despertando la curiosidad, te garantizas la lectura de tu post. Puedes hacerlo mediante una paradoja: ”En diseño: menos es más”. También puedes exagerar: ”Las App más alucinantes del universo”. O ser irreverente y/o polémico (pero cuidado, puede ser un arma de doble filo si no eres prudente): ”El beso secreto de Cristo y Buda”, ”Nadie hace el amor como los nazis”.

En resumen, lo importante de este tipo de titular es que despierte un ”¿Quéeeee?” o un ”pero ¿poooor qué?”. Un par de ejemplos más: ”El camarero que enseñaba marketing mientras servía”, ”Si no eres asesino, no vales para bloguero”. (Ya verás cómo justifican semejante titular 😉

Eso sí, pongas el titular curioso que pongas, en el artículo lo debes justificar muy bien para que el lector diga ”¡Olé!” porque sino se sentiran estafados y difícilmente te den una segunda oportunidad.

6. Comprensible.

Si el titular no es fácil de entender, no invitará a leerlo. Cuanto más simple y claro, mucho mejor. Por ejemplo, ¿Cual de estos dos artículos preferirías leer?: ”La rentabilidad mediante ecuaciones alfa” ó ”Cómo duplicar la rentabilidad”.

7. Tecnifícalo.

Con esto queremos decir, que tengas en cuenta los factores técnicos para ser encontrado en buscadores. También que contemples el contexto en el que aparecerá. Por supuesto, debes pensar en el usuario, pero también en los sitios donde se te verá. Un usuario posiblemente se topará con tu artículo en un listado de búsqueda, o en un sitio que nada tiene que ver contigo, o en twitter, o facebook, o vaya uno a saber.

Entonces ten en cuenta lo siguiente:

  1. Qué sea lo más breve posible porque, sino, corre el riesgo de no entenderse en su totalidad ya que al ser largo podría quedar a mit…
  2. Que se entienda en cualquier contexto. (Antes ya te explicamos el por qué).
  3. Recuerda que los buscadores consideran el título como un factor clave para establecer el orden en el que aparece la información. Por lo tanto, conviene incluir la palabra clave del artículo en el titular. Por ejemplo, el post que estás leyendo, incluye la palabra ”Titulares” ya que es la esencia de lo que hablamos en él y los lectores potenciales, seguramente incluirán esa palabra en sus búsquedas.

Prueba aplicar estos ”ganchos”, y verás cómo aumenta tu pesca de lectores.

¿QUIERES COMENTAR ALGO?