3 Claves para que tu storytelling sea efectivo

Categoría: Comunicación & Marketing | Publicado por SG Smartketing

Prácticamente no existe ningún ser humano al que no le gusten las historias. ¡Nos encantan! Por eso nos atrapa el cine, las novelas, las anécdotas, los monólogos, y prácticamente todo aquello que contenga un relato.

Esto seguramente ya lo sabías. Has oído hablar de cuánto mejora la efectividad del marketing si se relatan historias en la comunicación publicitaria. Sin embargo, muchas empresas han empezado a contar historias y no obtienen los maravillosos resultados que esperaban. ¿Por qué?

El problema principal es que no todas las historias nos fascinan por igual, ni a todas las personas nos gustan las mismas historias.

Pongamos un claro ejemplo. Caperucita Roja, difícilmente le resultará apasionante a una persona de 30 años, pero un niño de 7 podría alucinar con la dulce nietecita y el lobo feroz.

Por otro lado, si hacemos una versión picante del mismo cuento, seguramente los “niños” de 30 sí se enganchen con las aventuras de Caperucita.

Hay 3 claves para que tus historias –ahora queda más cool decirles “storytelling”– tengan éxito. Porque en realidad, sí aumentan la notoriedad, el recuerdo, la fidelidad, el “amor” hacia una marca que sabe utilizarlas.

Aquí van las 3 claves:

1. Conoce a tu público.

Es esencial que no sólo sepas, la edad, sexo y ubicación de tus clientes (reales o potenciales), debes saber qué les interesa, qué les mueve, qué gustos tienen.

Podrías encontrarte contando una historia sobre fútbol a un colectivo que no le interesa en absoluto esa temática. Pero si les cuentas algo sobre el golf, que es el deporte que les apasiona, seguramente te escucharán fascinados.

2. Conoce y comprende a fondo el papel de tu producto o servicio.

Saber qué es lo fuerte, lo débil, lo diferente, lo especial, lo útil de tu producto o servicio, es fundamental para crear historias en torno a él.

La marca de vaqueros Levi’s, hace años, cautivó con sus historias sobre detalles de sus vaqueros. Así fue como su público quedó boquiabierto al conocer que el hilo de las costuras, podía ser utilizado por los pescadores debido a su enorme resistencia. Y sus clientes podían ver la experiencia de un pescador que luchaba con su caña para extraer un enorme atún.

Le siguió otra historia sobre los remaches metálicos de sus bolsillos, y así continuaron con diversos detalles y sus cualidades singulares. Si no hubieran conocido bien su producto, jamás hubieran podido crear historias tan peculiares y con tanto gancho, que reforzaba claramente la calidad de sus jeans.

3. Ten muy claro el sentimiento que quieres despertar.

Cuentes lo que cuentes, debe despertar determinados sentimientos y emociones, y tienes que decidir muy bien cuáles son.

Seguramente recordarás los anuncios de la Dirección General de Tráfico en el que contaban las experiencias de diversos afectados por los accidentes. Algunas de las historias eran realmente fuertes y particularmente sensibles, sobre todo, porque eran casos reales.

¿Qué sentimiento crees que deseaban despertar? Por supuesto: ¡el miedo! Miedo a que te pase a ti y que, en consecuencia, seas prudente mientras conduzcas.

Sin embargo, no recordarás ningún anuncio de Coca Cola que te despierte miedo, más bien alegría, felicidad, buen humor. Porque pretenden que cuando pienses en su marca, te invadan las emociones positivas y felices.

Si tienes en cuenta estas tres claves para crear el relato de tu marca, te será mucho más sencillo dar en la diana, y que tu marca interese, atrape y despierte los sentimientos con los que quieres que se vincule.

Así que ahora, ya sólo te queda ponerte con el “Érase una vez…”, aunque a nosotros, llegados a este punto, nos toque decirte “colorín colorado, este cuento se ha acabado”.

¿QUIERES COMENTAR ALGO?