’Las meninas de Canido’. ¡Menuda lección de marketing!

Categoría: Comunicación & Marketing | Publicado por Carmen Salas

Si no tienes tiempo de leerlo, te damos la opción de oírlo 😉

¿Qué harías para resucitar un barrio deprimido, decadente y gris en menos de una década sin un duro?

“Nos estábamos quedando sin población, la gente se marchaba y la que se quedaba era cada vez más mayor, las casas estaban abandonadas, la humedad lo estaba destrozando todo. Se estaba desangrando”. Así hablaba de Canido –un barrio de Ferrol, Galicia– su vecino y artista polifacético Eduardo Hermida, cuya iniciativa reconvirtió el barrio y lo puso en el mapa de España y Europa.

En menos de 10 años el barrio se ha puesto de moda, ha duplicado su población, se ha inundado de jóvenes con talento, turistas internacionales abarrotan sus calles cada primer fin de semana de septiembre –aunque el flujo es permanente el resto del año– recibe ayudas locales, regionales y europeas, se está reconstruyendo haciendo convivir lo nuevo y lo antiguo. ¡Ha resucitado!

Pero ¿cómo? ¿Cómo hacer semejante reconversión?

Hermida tiene allí su estudio de arte. Todo el colorido y la vida que emanaba de su atelier contrastaba con el roído gris del entorno. Pensó en qué podía hacer para que el barrio fuera un poco más alegre.

Admirador de ‘las meninas’ de Velázquez, decidió pintarlas en las viejas paredes del barrio. Junto a su hija, pinto la primera, luego otra, luego invitó a más artistas a sumarse a la iniciativa, y esa corriente de novedoso optimismo llegó a la prensa y su fama se extendió hasta conseguir el milagro.

El apogeo y el salto internacional llegó de la mano de la cerveza gallega 1906 con una idea brillante: reservar una de las paredes para el artista urbano más famoso y anónimo del mundo, Banksy.

Para que el escurridizo artista inglés –origen que se le presupone– lo sepa, se publicaron en vallas y periódicos londinenses anuncios con la invitación a que pinte su singular versión de ‘Las meninas’ en la pared apartada para él.

De momento, en esta última cita de septiembre, no se ha hecho presente aunque no se descarta que, cuando menos lo esperen, estampe su obra. No obstante, lo haga o no, la repercusión internacional ya se ha hecho notar y el ex-barrio deprimido ya se ha convertido en centro de peregrinación de visitantes que admiran la peculiar galería de arte callejera.

De esta singular experiencia varias lecciones aprendemos quienes estamos en marketing… mejor dicho, en Smartketing.

1. La actitud es más poderosa que las circunstancias.

Da igual el tamaño de tu empresa, el desafío que tengas por delante, el contexto que te rodea, si tienes la actitud, tienes más poder que las circunstancias.

2. El optimismo activo es contagioso.

La gente se suma al espíritu positivo cuando ve que se actúa. ¿Pretendes cambiar la actitud interna de tu empresa? actúa positivamente y se contagiará. ¿Quieres seducir a tus clientes? Infúndeles optimismo a través de acciones creativas.

De paso, es bueno saberlo, los otros barrios de Ferrol se han contagiado de Canido y el entusiasmo ya fluye por toda la ciudad.

3. La creatividad libre y en equipo enciende.

Eduardo solo con su hija nunca hubiera logrado semejante movimiento. Apoyarse en un equipo y darle libertad creativa, enciende la chispa hasta de los mecenas… y lo que te rondaré morena.

4. Una gran visión inspira.

Tener un objetivo claro y una visión ambiciosa puede desatar un poder tan enorme que cambie, en muy poco tiempo, el futuro de un barrio, una ciudad, una empresa o una vida.

Nos encantan ejemplos como éstos, donde la creatividad, la inteligencia y la pasión se conjugan para hacer posible lo que parecía imposible.

¡Nos quitamos el sombrero! por ‘Las meninas de Canido’

¿QUIERES COMENTAR ALGO?